Estamos solos

Al fin y al cabo, uno no le importa a nadie. Cada ser con sus luchas personales… Eres sociable y te llenas de bullicio con otros, que ríen, fuman, beben contigo y junto a ti; pero si te apartas, busca la paz, te encierras a escribir, nadie se acuerda de ti. Mejor agradecen tu anonimato, si eres una persona con carácter e ideas claras. Qué más da ! Hay que aprender a disfrutar cada etapa que uno elige vivir y ver todo lo otro, con una profunda indiferencia de tomarlo a dejarlo. Todo pasa y lo nuevo llega.

Eddy Ulerio

Anuncios

El pasar de la vida

Pensar, que la vida se nos va sin pensar. Que el camino se vuelve angosto en el ir y venir sobre las mismas ideas, sin conseguir conciliarlas inteligiblemente…

Y sentir en lo profundo la banalidad de ese ingrediente externo como el endiosamiento del ego, manifestado a través del aplauso, que nos hacen sentir mejores, en una sociedad que se mueve en la doble moral.

Eddy Ulerio

Amanecer

Despertar con la pregunta

no despeja la duda de este estar

acuclillado como un signo de interrogación

en medio del aluvión que nos remite a la nada.

Esa sensación de avanzar físicamente

sentir el vacío de dar un paso atrás

llenando la cabeza de más preguntas

de lo que se especula sin certezas.

Pobre pretensión de aquilatar el alma

sobre fundamentos lógicos

y el cantaleo de voces en la penumbra

desgarrando el horizonte.

Visión de credo remendado

que me seduce más allá de mi saber

y a lo lejos se vislumbra borrosamente

el escondite de Dios.

© Eddy Ulerio

Qué se yo de eternidad

La certeza de la vida se cuela por los poros de la luna. Este batallar inútil que se pierde en los afanes de los días robados por el  carcelero tiempo. Nada puede calmar la angustia de la finitud rebosada de  intrascendecia meridiana.

Para qué dar vuelta en las ideas, las mismas ideas que desdicen el sentido.  La nada es el lugar donde no habita la razón. Acribillar las dudas con argumentos abstractos puede llenar los rincones de la casa de fornidos guardianes dispuestos a jugarse la vida.

Pasajeros momentos que se incorporan  decididos, cansados de fábulas milenarias. Arropada el alma gitana de magia y azares, escondida en el cotidiano devenir de un tiempo cabizbajo.

La sabiduría señala un camino moribundo de preceptos de hombres piedra de largas barbas y pisadas de fuego. Qué se yo de eternidad? Encrustada como verdad, suscite la palabra, la que fue nombrando todas las cosas en un orden matemático. Serena la tarde que entristece al caer.

El viento silba en su correteo sinuoso arrastrando las hojas secas de los libros quemados a mansalbas por  el fuego de la fe.

© Eddy Ulerio

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.

Pensamiento

La vida se vuelve piruetas

y en la espalda del tiempo,

descubre las huellas

de un sueño encorvado.

Recuerdos, silencios

en la orilla del camino

y la esperanza recostada

en la credulidad.

Imagen del paraíso prometido

golpeando al mundo.

Testamentos, historias, profetas

que divagan con el tiempo

y los pasos extraviados

como la vida,

cuando se escapa

por la rendija del alma.

© Eddy Ulerio

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.

Olor a olvido

Los pasos del ayer

Extraviados en razones humanas

Dormidos en los calabozos

De creencias mágicas.

Ninguna  guerra pasada

distrae el camino ascendente

Una vida, deprovista de muletas

Ideológicas, de verdades a media.

En ausencia de utopía

la duda campea el terreno

del nuevo camino que surge

de la lectura reflexiva.

© Eddy Ulerio

Memoria

De lo que fui,

de aquel río donde bañaba mis sueños

del beso entre el mar y el cielo.

Creer en lo que ya no creo.

Ilusión de ser grande

saltar los charcos en el camino

dibujar corazones en los muros.

Perseguir mariposas en primavera

tomar la miel del panal

ahuyentar hurones con un pito

rescatar conejos de los techos.

Escapada por un hueco del tiempo

vida campesina mágica,

de la memoria de una época

hacia lo que hoy soy.

 
© Eddy Ulerio

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.
 

 

Inventario

Los años

remiten a la lucha

abandono personal

desafío de ser más.

Truncados deseos

tedio

rutina milenaria.

Pasión desbordante

piel crispada

desajuste.

Locura que nace

silencio poblado

de palabras

de culpas y promesas.

Dilemas dialogan

en la banca

del provernir robado.

Miradas perdidas

horizonte gris

de esta crisis meridiana.

Individualismo

emerge

sentido común desaparece.

Esclavitud de agenda,

laberinto

camino ambiguo.

© Eddy Ulerio

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.