El tiempo
mis recuerdos,
tu cara de niña buena.

Oh, ¡niña inquieta!
quien te viera ahora,

barriendo utopías en el patio

al despertar el alba.

Mejillas de rocío

liana de árbol encantado

es tu pelo erguido.

Y en este recordar…

Bella durmiente

estrella nocturna
como en aquellos años,
inspiración y poema.

© Eddy Ulerio